El fútbol gratis continuará hasta después de las elecciones

El fútbol de primera división seguirá siendo gratis hasta el 31 de octubre. Los abonados al cable verán los partidos en definición estándar, como hasta ahora, sin necesidad de comprar el pack fútbol, que cuesta $300 mensuales. La información fue confirmada, según escriben en LA NACION, por fuentes cercanas a las compañías dueñas de los derechos audiovisuales de la Superliga y a los principales operadores de TV por cable del país. Así, el Gobierno se evita pagar el costo político de codificar totalmente el fútbol antes de las elecciones generales del próximo 22 de octubre.

El 5 de junio el mismo medio de comunicación había anticipado que el Gobierno había negociado con Fox Sports y Turner (dueñas de los derechos), Torneos (encargadas de la producción), Cablevisión, DirecTV y Telecentro (principales operadores de la TV por cable y satelital) una bonificación de 90 días en los nuevos abonos del fútbol. El plazo se vence, justamente, el 1 de noviembre. Unos días después de la publicación se resolvió que las transmisiones tuvieran una versión de menor calidad en los canales SD tanto de Fox Sports como de Turner. Y se mantiene la posibilidad de que más allá del 1 de noviembre haya dos partidos en definición estándar por cadena por fecha. Es decir que quienes no se hayan suscripto al nuevo esquema podrán ver cuatro partidos por fin de semana sin la obligación de pagar un peso más.

Al escenario actual contribuye el buen ritmo de ventas en los paquetes HD del nuevo fútbol codificado. Fuentes del mercado estiman que, por más que el contenido esté disponible gratis en calidad estándar, eso no impacta en la decisión de compra de quien quiere ver los partidos en alta definición. Hasta ayer se habían vendido más de medio millón de paquetes HD en las tres principales empresas: 230 mil de Cablevisión, una cifra similar de DirecTV y cerca de 50 mil en Telecentro. De todas maneras, los clubes todavía están lejos de percibir un ingreso variable derivado de las ventas de los abonos del nuevo fútbol. De acuerdo con el contrato que firmaron Fox y Turner con la AFA, recién a partir de los 3,5 millones de abonados la AFA comienza a cobrar un dinero extra.